RAFTING

Descenso en barca neumática con capacidad para unas 8 personas más el monitor, quien dirige la balsa mientras los clientes reman y disfrutan del recorrido.

RAFTING

El rafting clásico se realiza en el tramo de río llamado Tamayo de 8 kilómetros, con un tiempo mínimo de 2 horas de bajada. Durante el trayecto nos encontraremos con rápidos de grado 2º+ de dificultad. Este tramo es el lugar de máxima concentración de rápidos de todo el curso medio del río Cabriel. A parte de la emoción de los rápidos, en los tramos de aguas planas aprovecharemos para realizar juegos y animación acuática, a la vez aprenderemos a familiarizarnos con las corrientes, todo ello acompañados de nuestros guías especializados, formados por la propia empresa, completos conocedores del tramo y del río Cabriel. Se asegura mucha diversión dentro de un río con corrientes y contracorrientes en un paraje idílico, en las mágicas y transparentes aguas del río Cabriel.

 

 

¿Eres Agencia y estás interesado en el producto?

13 + 11 =